Viajar En Crucero Lo Bueno Y Lo Malo

En esta ocasión te presento lo bueno y lo malo que hay al viajar en crucero.

Lo Bueno.

Viajar en crucero es muy agradable y gratificante pues puedes conocer múltiples países y muchas urbes en escaso tiempo.

Además de esto eludes tiempos en aeropuertos, desplazamiento a los hoteles y los lentos checkins.

Viajar En Crucero Lo Bueno Y Lo Malo

Viajar En Crucero Lo Bueno Y Lo Malo

Cuando vayas a visitar diferentes países, prácticamente seguro te tocan diferentes lugares para dormir y en consecuencia muchos empaques y desempaquetes de tu maleta.

Al viajar en crucero desempaquetas una sola vez tu maleta si bien visites múltiples lugares.

No deberás organizar los viajes de diferentes destinos, hacer coincidir vuelos, hoteles, horarios de salida con entrada y los trámites de aduana son menores.

Vas a poder conocer nuevas personas en diferentes lugares del planeta.

Además de esto a bordo del crucero hallarás nuevas amistades que no vas a poder olvidar.

Al desplazarte entre urbes, en un crucero vas a poder aprovechar ese tiempo en divertirte con muchas actividades, incluyendo piscina y tobogán.

En otro medio de transporte por norma general duermes.

Si tienes días enteros de navegación en el crucero existen muchas actividades por hacer, entre ellas recorrer el navío es una bien interesante sobre todo para los primerizos.

Si te agrada leer o bien redactar, estos días son calmados y te dejarán relajarte y crear tus mejores páginas.

Prácticamente todos los gastos están incluidos, comida, alojamiento, entretenimiento y espectáculos.

En ciertas navieras hay descuentos notables para familias con pequeños.

Lo Malo.

La generalidad de los viajes en cruceros están concebidos para quedarse en el navío.

Existen muchas actividades planeadas en las que participar y los pequeños la pasan realmente bien.

Las excursiones en países son un extra que se agradece, mas conforme el recorrido del viaje, no alcanza con unas horas para poder ver una urbe, ni conocerla.

Solo si el crucero hace estancia se podría gozar más de los pases por tierra.

Haz Click Aquí Para Ver:  Curiosidades De La Luna: Nuestro Satélite

Lo malo del crucero es que si te toca un mal tiempo y eres de las personas que se marean, no la pasarás realmente bien.

Recuerda que al viajar en crucero hay bastantes personas, ciertos se consideran pequeños poblados o bien mini-urbes donde pueden acontecer delitos, abusos sexuales y empleo ilegal de drogas.

Toma cautelas sobre todo con los pequeños.

Asimismo hay gastos que debes tomar en consideración.

Debes consultar en el momento de reservar tu viaje sobre costes de: excursiones, bebidas alcohólicas (incluida las de las comidas), lavandería, SPA, Boleras, bingo, juegos, Wi-fi, y otros recargos no incluidos en el coste.

Sobre todo para eludir sorpresas al final del viaje.

Las tasas portuarias y las propinas (tasas de servicio) son obligatorias y pasan de siete euros diarios por persona en dependencia de la categoría del navío.

Los megáfonos del camarote no se deben desconectar por si acaso hay una urgencia.

Mas te afirman cosas fuera de hora muy temprano que verdaderamente no deseas escuchar.

No olvides la crema de protección solar. En el navío es muy, muy cara. Como todo.

En los cruceros asimismo pueden ocurrir inconvenientes mecánicos o bien incendios.

Las rupturas pueden retrasar los viajes. Si estás en tierra, perfecto. Mas en el mar acostumbra a ser desganado.

Las comidas.

Es conveniente lavarse bien las manos ya antes de las comidas para no contraer una intoxicación alimenticia.

Los médicos de los cruceros no son médicos de cabecera.

Ten cuidado al tomar agua.

Si empleas agua embotellada mejor.

Ten a mano los datos de tu seguro médico.

Las comidas acostumbran a ser exactamente las mismas, sobre todo en viajes de más de 5 días.

Cuando esto pasa es mejor comer en tierra si bien sea más costoso.

Te asignan una mesa para la cena y si no te agrada debes aguardar bastante.

Haz Click Aquí Para Ver:  Las Vacaciones: Consejos Para Gozar Al Limite

En ocasiones las colas son extensas para conseguir bebidas. Sobre todo las que son parte del todo incluido.

Espero que ninguno de estos inconvenientes te suceda a ti y que goces a totalidad viajar en crucero sin accidente.

Costos ocultos al viajar en crucero.

Tras estas ofertas de cruceros se ocultan otros costos que si no conocemos pueden que disparen nuestro presupuesto inicial.

Tasas de puertos o bien embarque.

¿Sabías que el coste del crucero ofertado no es el coste final?.

Las tasas portuarias es uno de los costos ocultos que los cruceristas especialistas conocen mas que puede dar algún sobresalto a los que hacen sus primeros viajes en crucero.

Técnicamente estas tasas son los derechos portuarios y también impuestos que las jurisdicciones extranjeras imponen a los pasajeros que llegan a un determinado puerto y que cubriría el propio atraque del navío , la seguridad, los estibadores y la apertura de libre tránsito.

Los pasajeros de un navío deben abonar estos recargos que pueden cambiar entre un cinco por ciento y ocho por ciento del pasaje comprado.

En la factura final deben venir reflejados estos costos portuarios.

Excursiones.

Este es indudablemente uno de los grandes gastos extras en un crucero.

Así sea contratando los tours con el propio navío o bien por nuestra cuenta, estos van a suponer el mayor de los costos extras.

Hay que tomar en consideración como es el puerto al que llegamos para conocer su situación respecto de los lugares de interés turístico en el momento de decidirnos por las excursiones ofertadas por el propio crucero o bien hacerlas de forma libre.

En todo caso una buena planificación y contactar con otros cruceristas que hagan exactamente el mismo crucero a través de foros de discusión en Internet y planear de forma conjunta las excursiones pueden reducir sensiblemente este gasto.

Las bebidas a bordo del navío.

En la mayor parte de los cruceros las bebidas a bordo que son proporcionadas de manera gratuita y sin limitaciones son el agua, limonada, tés y café.

Haz Click Aquí Para Ver:  Curiosidades De La Luna: Nuestro Satélite

El resto de bebidas servidas a bordo han de ser abonadas y en consecuencia cargadas en su cuenta a bordo (excepto ciertas navieras de gran lujo).

En el costo de la bebida se incluye de manera automática un porcentaje de propinas.

Respecto a las bebidas resulta conveniente conocer los paquetes de bebidas prepagados que se ofertan en el primero de los días de crucero y que tienen buenos descuentos y que le dejarán tomar sus bebidas preferidas sin límite.

Propinas.

Las propinas son una expresión de agradecimiento por un servicio o bien trabajo bien efectuado.

Aunque es algo voluntario, debemos tomarlo en cuenta en el momento de hacer nuestros cálculos de costos del crucero.

Esta puede cambiar entre cuatro y diez euros por persona y día.

Hoy día se está incluyendo este costo desde la propia contratación del crucero en la Agencia a fin de que no pueda ser excluido una vez se embarque.

En la mayor parte de los casos se incluye en su cuenta una vez subimos a bordo del crucero y siempre y en toda circunstancia podemos emplear nuestro derecho de retirarlas y abonar en mano a quienes deseemos.

Recargos por Comburente.

Hoy día los mercados de petróleo están bastante apacibles y estables mas no hace muchos años los costes del crudo fluctuaban con gran sencillez de un día a otro.

Esto hizo que las navieras incluyesen este costo suplementario en la factura total para compensar las alteraciones en el coste del comburente de sus navíos.

Este costo debe aparecer en la factura final y ser detallada.

Conociendo estos gastos extras en nuestra vacaciones al viajar en crucero vamos a estar sosegados y seguros de no tener ningún sobresalto final sobre aquel crucero que adquirimos a coste de chollo mas del que no nos notificaban sus costos.

Te Gustó? Ayúdanos a llegar a Más Personas Compartiéndolo en Las Redes Sociales!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *